Que no sólo haya mujeres STEM

imagen

Estamos ante una avalancha de iniciativas para despertar las vocaciones STEM entre las niñas de hoy. No estoy personalmente en contra de ello, porque las cifras hablan de desigualdad de ocupación en sus profesiones, y además hay una brecha salarial en torno a ellas por motivos de sexo (son las profesiones más demandadas, por ello, las mejores pagadas y casi sólo hombres las desempeñan).

No obstante, parece un poco irreal pensar en un mundo sólo de ingenieros e ingenieras.

Primero, porque la sociedad necesita (cada vez más) profesionales de estas disciplinas, pero también de muchas otras; y no todos podemos ser ingenieros.

En segundo lugar, porque esta premisa lleva implícito algo, a mi juicio, muy grave: el desprestigio -y en ocasiones, casi incluso desprecio- de las Humanidades, que a lo largo de siglos han sido una de las principales fuentes de conocimiento y entendimiento de nuestro mundo.

E irónica y -en mi opinión- simplificadora es la presencia del acrónimo STEAM, que a la terna de ciencia, tecnología y matématicas añade Artes, como si aproximadamente el 50% de saber del ser humano pudiera reducirse en una sola sigla diluida entre otras tres.

Sin perjuicio del movimiento STEM creo que deberían debatirse sobre temas paralelos e incidir en iniciativas y campañas sobre ese sentido, como alimentar el apetito de los hombres por las disciplinas de Humanidades (profesiones eminentemente femeninas) o normalizar su presencia en sectores como el de los cuidados profesionalizados, por citar sólo un ejemplo.

Es maniqueo pensar sólo en un mundo de ingenieros y trabajos 'white collard'.

Todos y todas debemos tener las mismas oportunidades de desarrollarnos según nuestras apetencias. Esa es, a mi juicio la base, pero la realidad manifiesta que una sociedad necesita de ocupaciones variopintas y a distintos niveles.

Por cierto, ante el riesgo de automatización del empleo, son varios los estudios que mencionan la creciente demanda de profesionales STEM, pero también de otros no cualificados en tareas emocionales, como los cuidados, o básicas, como la cocina, que difícilmente hoy pueden automatizarse.

  • 58
  • 1
  • 0

Creado por

Ziggy Stardust

Ziggy Stardust

Estado del ciclo de vida

Recibida

Recibida

Comentarios

Para mantener la alta calidad de los contenidos, debes acceder para dejar un comentario

1 comentario

  • Community Manager
    27 de marzo 14:25

    Gracias por tu aportación; sin duda, fomentar indistintamente, entre hombres y mujeres, vocaciones en todas las disciplinas nos enriquecerá socialmente. Te animamos a seguir aportando.

Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso de cookies. Más información